4 de septiembre de 2011

¿CON ROPA DE HOMBRE ESTE OTOÑO-INVIERNO?: LA TENDENCIA GIRLY BOY

Revisión general de tendencias otoño invierno 2011-2012: repaso de revistas, repaso de pasarelas y repaso de las colecciones que están calentitas en los percheros de las tiendas. Hummm…y ¡de repente! Observo un denominador común: muchas de las prendas que han aparecido esta temporada parecen de hombre. ¡Horror! Si ya me cuesta sacar mi lado femenino, no sé qué voy a hacer si me tengo que poner ropa de hombre...
Esta nueva tendencia se llama “girly boy”. O sea, una chica vestida con ropa que parece de chico. Pero no lo es. No se trata de coger el chándal viejo de tu pareja o de tu hermano y llevarlo al trabajo. Ni de ponerte sus bermudas e intentar que no se te caigan. Se trata de incluir algunas prendas típicamente masculinas en tu vestuario, pero con toques femeninos. Por ejemplo: americanas XXL de cortes rectos, corbatas, camisas Oxford, smoking con pajarita, trajes pantalón cruzados, abrigos rectos y largos…etc.
La verdad es que, así de entrada, no parece buena idea. Pensar en ropa de hombre sugiere ropa holgada y grande, nada sensual y, mucho menos, femenina. Pero, con las combinaciones adecuadas, resulta una tendencia de lo más trendy.
Aquí os dejamos tres propuestas de outfit para principios de otoño, mezclando las prendas nuevas con algunas que ya teníamos del verano, siguiendo la tendencia girly boy. ¡Esperamos que os inspiren!

Girly boy de día:
Cómodo, práctico y de tendencia. Ideal para la oficina o para una mañana de compras: camisa-vestido en blanco, XXL, Blazer masculino, de corte recto y largo, sin botones, con el puño de la manga vuelto; zapatos Oxford de cordones, muy brittish. Nosotros apostamos por un blazer de color flúor para darle un poco de alegría, pero el clásico negro tampoco iría mal. ¡El negro nunca falla!
Girly boy de tarde:
Sexy y divertido, perfecto para una café con las amigas o para una reunión informal: shorts negros de pinzas, camisa blanca de corte masculino y ¡corbata negra!. Las más atrevidas pueden apostar también por unos tirantes negros. Se puede completar el conjunto con unas sandalias romanas y como colofón, el moño de moda entre las celebrities: el moño chignon. Un moño muy alto, pequeño y redondo en un lado de la cabeza.
Girly boy de noche:
Un clásico que vuelve con fuerza: el esmoquin. En tela de crêpe negra y con solapas de raso, pantalones estrechos. Las más osadas, con camisa y pajarita. Las más femeninas, ¡sin camisa!. Con complementos en uno de los colores tendencia este otoño-invierno 2011-2012, el dorado. Con un recogido bajo y limpio, con raya en medio. Una lección de estilo.

1 comentario:

  1. yo no quiero esa moda.....yo quiero la nuestra

    ResponderEliminar